Javier Carrasco es un artista polifacético asociado a nombres como Rusos Blancos, Tulsa o Templeton. Betacam es su proyecto musical en solitario, pop ochentero, electrónico, sofisticado y envolvente.

El último trabajo del torrelaveguense, Mítico, cuenta sin perder el ritmo en ningún momento, una historia de desazón vital y pequeños dramas cotidianos como el teletrabajo. Junto al productor Hans Kruger (Delorean, El Columpio Asesino y Perro, entre otros), ha creado originales hits para emocionar en el escenario del SanSan.